De agua residual a agua potable

Compartir publicación

Share on facebook
Share on linkedin
Share on twitter
Share on email

En algunas partes del mundo, el agua que fluye por el alcantarillado está siendo tratada hasta que sea más pura que el agua que viene de manantiales. Puede que no suene muy agradable, pero el agua reciclada es segura de tomar y sabe como cualquier otro tipo de agua.

En lugares como Australia, Bélgica, San Diego y Singapur ya han comenzado a tomar agua reciclada y han logrado demostrar que purificar el agua residual puede ser seguro y limpio. En Namibia, el país más árido en el sur de África, han estado tomando agua reciclada desde 1969. Las plantas de tratamiento abastecen el 35% de la necesidad de agua para la capital del país, Windhoek. Hasta la fecha, no se ha reportado ningún impacto negativo para la salud de sus habitantes en relación con el consumo de agua reciclada.

Para aquellos que tienen problemas con la idea de tomar agua del desagüe, aquí les explicamos los procesos que tiene que pasar el agua para que pueda ser clasificada como potable. Primero, el agua residual tiene que pasar por un sistema de tratamiento primario avanzado donde se remueven todas las partículas y sólidos de gran tamaño.

Después, el agua pasa por un tratamiento secundario en el cual se le pone en contacto con bacterias que se encargan de ingerir sólidos orgánicos. Seguido de esto, el agua pasa por un tratamiento terciario de filtros en el cual se remueve cualquier sólido que haya quedado de los procesos anteriores. Al finalizar esta etapa, se obtiene un producto listo para ser reutilizado para irrigación y procesos industriales, el cual se le conoce como agua reciclada.

Una vez finalizada la tercera etapa de tratamiento, el agua pasa por tecnología avanzada de filtración (ultrafiltración y osmosis inversa) en el cual se remueven los virus y bacterias que aún puedan existir. Después, el agua pasa por un filtro de carbón activado que elimina el sabor del agua y se dosifica ozono para darle un último pulimiento. Al completar este proceso, se obtiene un agua que está lista para el consumo humano.

Reservorio Ladybower, Inglaterra

En algunos casos, aunque se ha encontrado que este paso no es necesario, el agua es pasada a reservorios de agua donde se queda por seis meses para que siga siendo purificada por procesos naturales. Esto no se hace para obtener una mejor calidad de agua (inclusive se puede contaminar), si no que se hace para reducir la ansiedad del público relacionada con el hecho de beber agua reciclada.

Gracias a la creciente demanda de alimentos, energía y productos causado por el aumento poblacional que se ha tenido en los últimos años, solo es cuestión de tiempo para que en las grandes ciudades se empiece a reciclar el agua residual para consumo humano. Lo que resulta cierto es que toda el agua está siendo reciclada una y otra vez, ninguna agua en la tierra es realmente pura. Vamos a beber agua reciclada de una forma u otra, ya sea que venga de aguas subterráneas, ríos o lagos. Nosotros creemos que el agua debe de ser reciclada por sistemas de ingeniería donde podamos controlar el proceso.

Suscribete a nuestro boletín

Entradas Recientes

Planta de tratamiento de aguas residuales

¿Qué es una planta de tratamiento?

Una planta de tratamiento de aguas residuales es un sistema que incluye distintos procesos físicos, químicos y biológicos para transformar el agua sucia y contaminada